noviembre 2015

Los retos del e-learning , entrevista a Javier García Manzanedo

photo_Garcia_Manzanedo
Licenciado en Psicología por la Universidad Complutense de Madrid, Máster en dirección de RRHH y Executive MBA por el Instituto de Empresa, Javier García Manzanedo es también profesor asociado de la Escuela de Negocios de Caixanova y ha colaborado con la EOI, Euroforum y Foro Europeo.
Es autor de artículos y libros relacionados con la gestión del cambio y el e-learning. 


¿Cómo definiría CrossKnowledge?

CrossKnowledge es el segundo proveedor del mundo de soluciones de aprendizaje a distancia en la nube, tanto en la implantación de su propio LMS, cómo en contenidos formativos. Nuestras soluciones, enteramente soportadas en SaaS, utilizan tecnologías de aprendizaje exclusivas, con unos contenidos que se encuentran entre los más demandados globalmente y una gama de servicios complementarios. Las soluciones de CrossKnowledge facilitan la rápida capacitación de la fuerza laboral y una alineación estratégica global, garantizando una experiencia de aprendizaje única para el individuo y rentabilidad sobre la inversión para la organización.
La gran evolución tecnológica de contenidos y formatos de CrossKnowledge se desarrollan en colaboración con una Facultad’ internacional, que consta de los mejores autores, profesores y profesionales en Gestión de las más prestigiosas Escuelas de Negocios del mundo.
CrossKnowledge ha creado la Academia CrossKnowledge para formalizar y compartir su experiencia en el diseño y despliegue didácticos con sus clientes por medio de programas de certificación.
CrossKnowledge opera en 52 países y presta sus servicios a empresas, incluyendo multinacionales, la mediana empresa y el sector educativo, abarcando más de 10 millones de usuarios.
Creada en 2012, la Fundación CrossKnowledge se configura para luchar contra la exclusión, facilitando el acceso a la formación de calidad a grandes poblaciones alrededor del mundo. Apoya activamente iniciativas existentes dedicadas a la promoción del espíritu emprendedor, de la diversidad, de la igualdad de oportunidades y del desarrollo personal.

¿Cuál es el secreto de su éxito?

Un gran equipo de profesionales y por supuesto un producto tecnológico y pedagógico de una calidad extraordinaria.No lo olvidemos, la calidad de los contenidos, la versatilidad de la tecnología, está directamente relacionada con una fuerte apuesta pedagógica, con un diseño atractivo y con una oferta amplia que pueda cubrir sobradamente los mapas de competencias de las organizaciones, contando con un claustro como el nuestro de los mejores pensadores del planeta.

Eso supone a las empresas de e-learning fuertes inversiones en el tiempo, que redundan en una calidad en los contenidos acorde a lo que se pretende de ellos.

¿Podría mencionar la adquisición de CrossKnowledge por Wiley?

Wiley & Sons es una empresa centenaria, con más de dos siglos en el mercado. Pocas, muy pocas empresas pueden presumir de esta estabilidad y visión estratégica a largo plazo.En el plano más puramente funcional, CrossKnowledge se integra, manteniendo su independencia operativa en la nueva área de Talent Management. La cadena de valor que aporta esta nueva área incluye la evaluación y el desarrollo del capital humano utilizando las más novedosas técnicas psicométricas.

CrossKnowledge en este caso es el “eslabón” de la cadena encargado de proveer la tecnología y los contenidos formativos que den soporte al desarrollo competencial de las personas de las organizaciones.

¿Cuál es su opinión sobre el e-learning: las prácticas actuales están en fase de evolución?

En lo que a CrossKnowledge respecta, no hemos notado los efectos de un sector “parado”. Todo lo contrario. Yo creo que esta crisis ha servido para que muchas empresas “arribistas” que no tenían un claro compromiso con la capacitación, con la calidad tanto de los contenidos de formación con la tecnología, sino en otros factores, hayan desaparecido o estén en vía de ello.Esto demuestra que por parte de los clientes cada vez hay un mayor conocimiento de las principales soluciones en el mercado, son más exclusivos a la hora de contratar y valoran la calidad de la solución aportada así como el retorno de la inversión que supone.
A mi modo de ver hay un punto de ruptura con lo hecho por las compañías pioneras. Las experiencias en España, desde mi punto de vista, han estado muy centradas en aspectos de implantación tecnológica, en el desarrollo local de contenidos, en una externalización de la gestión y me parece que se ha descuidado algo: los aspectos relacionados con la visión estratégica. Utilizando un símil, se ha invertido mucho tiempo y esfuerzo en un gran coche sin tener muy claro cómo hacer el viaje: creo que ahora es el momento de centrarse en ese viaje.

Por otro lado, también nos llaman muchas empresas que están incorporándose ahora al mundo de la formación digital dónde trabajamos y ofrecemos nuestros servicios con una visión mucho más centrada en el resultado del aprendizaje que en el proceso.

¿Cómo describiría su solución de software?

Nuestros contenidos, más de 17.000 objetos de aprendizaje en 19 idiomas, responden en su diseño innovador, a las necesidades formativas de las personas con un triple componente: (1). “Garantía Pedagógica”, nuestro claustro está formado por más de 60 acreditados profesores en sus áreas de conocimiento, de las mejores escuelas y universidades del mundo que colaboran activamente con nosotros en el desarrollo de los contenidos; (2). Variedad, en el sentido de dar cobertura a la formación en todas las áreas de Liderazgo presentes y futuras, en nuestras organizaciones y (3). Visión, en el sentido que creemos en la necesidad de desarrollar tecnologías y contenidos acordes a las nuevas realidades sociales, económicas y empresariales.

¿Qué tipo de clientes esperan atraer y qué beneficios podría traer su software a sus clientes?

En el caso de CrossKnowledge, lo que venimos observando en España es un crecimiento grande en clientes que se dirigen a nosotros por la calidad pedagógica y el compromiso que venimos demostrando con el aprendizaje de las personas. Venimos de una situación dónde se valoraba el ahorro del coste, dónde eLearning era sinónimo de formación barata, esto ha llevado en muchas ocasiones a que las estrategias de e-learning hayan sido un rotundo fracaso por la escasa calidad, variedad, adecuación, etc… de los contenidos ofertados.
Conozco empresas que llevan más de un año intentando hacer funcionar una plataforma “on-line”, otras que tienen plataformas que tras importantes inversiones no permiten que determinados contenidos funcionen en las mismas… creo que ya la mayoría de las empresas entienden la importancia del resultado de lograr el objetivo. Creo que se ha aprendido mucho. No lo olvidemos, la calidad de los contenidos, la versatilidad de la tecnología, está directamente relacionada con una fuerte apuesta pedagógica, con un diseño atractivo y con una oferta amplia que pueda cubrir sobradamente los mapas de competencias de las organizaciones, contando con un claustro como el nuestro de los mejores pensadores del planeta. Eso supone a las empresas de e-learning fuertes inversiones en el tiempo, que redundan en una calidad en los contenidos acorde a lo que se pretende de ellos.
También nuestros programas son reconocidos internacionalmente por entidades certificadoras y las empresas tienen acceso a estos estudios dónde contrastar y encontrar le mejor oferta conocida y comparada.¿Por qué estamos de acuerdo en el alto coste que cualquier programa de formación tiene en las primeras escuelas de negocio de nuestro país? Claramente porque entendemos que estas son una garantía de calidad en sus programas, docentes, temarios, etc… La pregunta es ¿por qué hasta ahora, esto no se ha valorado en el eLearning?Nuestros clientes nos valoran por la calidad y versatilidad de nuestros contenidos y la flexibilidad de nuestra tecnología.

Tendencias actuales: blended o sólo online; completas o cortas a modo de píldoras formativas; participativas o no…

Cuando me preguntan por tendencias, no puedo sino acordarme de la moda; son tendencias que llegan una temporada, triunfan o no y se van para siempre en la mayoría de los casos.
Cuando hablamos de formación, hablamos de algo mucho más trascendente. Recordar, que a veces se olvida, que la formación en las empresas está relacionada directamente con el capital –en este caso intelectual- de la compañía. A su vez, éste influye notablemente en la competitividad de la empresa, es decir productividad –generación de valor- y si unimos toda la productividad de las empresas, hablaremos por agregación de Productividad Nacional, componente importante del Producto Interior Bruto de un país. Su marca, su economía, su sello internacional… fíjese si es importante la formación… claramente no es una moda.
Ahora hablamos que es preciso elegir el método adecuado a la necesidad puntual, al colectivo concreto, en el momento oportuno… entonces todo lo que usted nombra tiene cabida, sólo que es preciso saber elegir el qué, el cómo y el cuándo… y no dejarse llevar por el oportunismo de muchas empresas proveedoras que ven en tal o cual herramienta la “moda del momento” y transforman el medio en el fin. Desgraciadamente eso ocurre en más ocasiones de las necesarias.

¿Es el social-learning el futuro? ¿Cómo lo adaptan las empresas expertas en formación a sus propuestas?

Lejos de modas del momento, la experiencia de haber puesto en marcha miles de itinerarios formativos en empresas de todo el mundo, nos permite trabajar con estas modalidades formativas pasando de un modelo tradicional “push” (se intenta formar al alumno, al que tengo que motivar y convencer) a una lógica “pull” (el participante aprende de manera natural, cuándo lo necesita y por sí mismo).Cómo decía, nuestra experiencia nos ha enseñado que el éxito del aprendizaje no está en la formación que precede a la situación de negocio, sino que la formación debe acompañar a la situación de negocio. Es así cuándo el participante se vuelve sujeto activo de la misma. Para ello, nuestra tecnología permite dar soporte a todo este proceso, trabajamos en llevar el aprendizaje -la formación al alumno-, no el “alumno a la plataforma”…

¿Qué papel le deparan a la gamificación en un futuro próximo?

Como una herramienta más dependerá de su uso, si desgraciadamente cómo parece que está ocurriendo se transforma en un fin en sí misma, no aportará toda la potencia que esta metodología puede aportar.

Para ponerse en contacto
con un representante comercial

Contáctenos
close